miércoles, 5 de diciembre de 2007

YO LOS DECLARO MARIDO Y LARRY (I NOW PRONOUNCE YOU CHUCK AND LARRY)

Redactor: Jorge Villacorta Santamato
Teléfono: (51-1) 4514334
e-mail: JORGEVILLACORTA1@gmail.com

Es una película maravillosa porque:

1) Trata sobre el tema de la identidad. Y especular sobre la identidad es un gran placer para mí, especialmente para pasar el rato.

2) Me gustó que aparecieran autos de bomberos. Es que cuando tenía ocho años (¿tal vez diez?), existían unos muñequitos amarillos con forma de bombero. Estaban muy bien esculpidos hasta donde recuerdo. Y el recuerdo me hace observar con simpatía el filme.

3) Adam Sandler es un actor que genera muy buenos ingresos de taquilla en Estados Unidos en relación con el costo de sus películas (en las que participa su productora “Happy Madison”). Que él sea muy bueno para la rentabilidad del negocio hace que observe con admiración su película.

4) Los vecindarios de la película se ven interesantes y eso me parece agradable.

5) Hay algunos planos panorámicos que me gustan mucho, como el de los incendios iniciales y el del lugar en escombros en que Chuck salva la vida de Larry (¿o era al revés? Recuerdo poco los nombres de los personajes). Si estos planos panorámicos son producto de fotocomposición o de escenarios gigantes, me tiene sin cuidado. Es el impacto de la escala sobrehumana lo que me impresiona.

6) Para mí, Jessica Biel actúa con gran naturalidad en la mayor parte de las tomas y me da la impresión de que hasta el personaje de Adam Sandler le resulta realmente gracioso. Y la cachetada que recibe del personaje de Sandler parece sorprenderla verdaderamente... En cualquier caso, me pareció una reacción propia de un documental, sin la estilización usual del cine. Esto me complace sobremanera, ya que muestra una reacción real y la película se transforma en documento. Naturalmente, tendríamos que especular si la actuación en la vida social es equivalente a la actuación frente a cámaras, es decir, si básicamente corresponden a un sistema similar con diferencia de grados. El que durante la hipnosis sea posible dejar de captar elementos del entorno y que cuando estamos concentrados en un elemento de la conciencia reducimos nuestra percepción de otros (caemos en un pequeño trance), apoyan la idea de que la distancia entre “actuar” para las cámaras y el desempeño social es una cuestión de grado (porque el actor ignora los elementos del entorno [cámara, trabajadores, decorado] y se concentra en la vivencia de un suceso).

7) Jessica Biel es una actriz con bastante talento (a veces es posible verla en en esa “antigua” serie de televisión cuyo nombre he olvidado, así que experiencia tiene bastante). Sus personajes de acción, en “Blade: Trinity” (la tercera película de Blade, el personaje de historieta de Marvel Comics) y en “Stealth“ me parecieron simpáticos. Hasta su aparición en "The Illusionist" fue agradable (¡y en “El Vidente” [“Next”]!). Esta familiaridad produce que yo aprecie la película más.

7) Me alegró que Ving Rhames sonriera en esta película. En “Misión Imposible” generalmente está serio y me alegro por él de que pueda expresar más emociones.

8) !Dan Aykroyd volvió a aparecer! ¡Qué sorpresa!

9) Hay bastante humor negro en la película y me hace reflexionar acerca de su necesidad social y lo agradezco.

ESTE TEXTO PUEDE SER REPRODUCIDO SI SE CITA LA FUENTE, EL REDACTOR Y SE ENVÍA UN MENSAJE DE INDIQUE EN DÓNDE SE REPRODUCE A JORGEVILLACORTA1@ gmail.com