lunes, 5 de enero de 2015

DON LEÓNIDAS ZEGARRA UCEDA, "DON ISAAC", "DESIDERIO" Y "DE NUEVO A LA VIDA" (1973).



EL ARTE IMITA A LA VIDA Y LA VIDA IMITA AL ARTE
ART IMITATES LIFE AND LIFE IMITATES ART

Don Isaac" (un terrateniente) y "Desiderio" (el capataz de la hacienda) son personajes que Don Leónidas Zegarra Uceda presenta en su largometraje de 1973 "DE NUEVO A LA VIDA".

Los estudiosos de la obra fílmica del destacado cineasta liberteño han especulado respecto de la naturaleza de los nombres de estos personajes.


Es un hecho histórico que los académicos Desiderio Blanco e Isaac León Frías fueron profesores de Don Leónidas Zegarra Uceda en la Universidad de Lima, en el Programa de Radio, Cine y Televisión. Este innovador programa inicialmente tuvo una duración de tres (3) años. La primera promoción egresó en 1970 y a ella pertenecen Don Leónidas Zegarra Uceda, Enrique Reyes Mestas (primer alumno en obtener el diploma de Director de Cine) y Francisco Lombardi Oyarzún.

En "Crimen, sicodelia y minifaldas" (primera edición de julio de 2014), José Carlos Yrigoyen y José Torres Rotondo  escriben respecto del largometraje "DE NUEVO A LA VIDA" (página 149):

(...). Zegarra aduce haber presentado el filme como tesis de Licenciatura pero que sus profesores, al no comprender su obra, habrían conspirado para evitar su exhibición. Como todo mito, su historia tiene variaciones. En otras ocasiones ha señalado que bautizó en son de broma a dos personajes de su película con los nombres de dos catedráticos de su facultad: Isaac y Desiderio. Los aludidos habrían respondido con fulminantes críticas en la prensa como venganza. (,,,)". 

Los autores al utilizar la palabra "mito" y luego hacen referencia la presencia de los personajes "Isaac" y "Desiderio" indicando que "los aludidos habrían respondido". A través de estos términos se genera la impresión de que no fuese un hecho, sino una versión imaginaria de sucesos que jamás acontecieron.

Por medio del segmento del filme "DE NUEVO A LA VIDA" que presenta perucine.blogspot.com queda en evidencia que sí existe una mención a "Don Isaac" y a "Desiderio".

Además, Desiderio Blanco escribió lo siguiente en su crítica al filme publicada por la revista "Oiga" el 6 de abril de 1973, página 40 (el artículo ocupó las páginas 39 y 40 de la revista):

"Como ex alumno del programa de cine de la Universidad de Lima, Zegarra no ha respondido a las esperanzas de sus profesores y maestros. Si bien es cierto que técnicamente se aprecia cierta habilidad para la imagen (en este caso, los colaboradores técnicos deben de tener mucha parte en su responsabilidad), no se llega a percibir la nueva orientación que en la Universidad hemos tratado de inducir todos los que en ella trabajamos. Era aquí donde Zegarra debería manifestar actitudes distintas para acercarse a la realidad nacional. Si algo hemos intentado en cada una de las enseñanzas propuestas, ha sido la superación de los esquematismos facilones y la penetración en los diversos aspectos de la realidad que llamen la atención de los jóvenes realizadores. Si estas inquietudes no han sido recogidas, nuestros esfuerzos pueden considerarse fracasados. Esperamos que las nuevas promociones desmientan esta sensación".

Puede revisarse el texto completo aquí: http://leonidaszegarra.blogspot.com/2014/10/don-leonidas-zegarra-uceda-desiderio.html

Se entiende del texto citado que Don Leónidas Zegarra Uceda, extraordinario cineasta apasionado del séptimo arte, es "desheredado" de su filiación a la Universidad de Lima: 

"Como ex alumno del programa de cine de la Universidad de Lima, Zegarra no ha respondido a las esperanzas de sus profesores y maestros".

Cabe preguntarse el motivo por el cual un docente de una universidad particular, a la cual asisten los alumnos para aprender alguna habilidad que les permita lucrar y sobrevivir en el sistema capitalista, se siente tan "responsable" de la obra de su ex-alumno como para excomulgarlo de su filiación universitaria. Si la narración audiovisual brinda la posibilidad de la expresión por parte de su autor, bien podría haberse tomado la película como materialización de una sensibilidad particular, en este caso la del joven Don Leónidas Zegarra Uceda.

Intentar juzgar "DE NUEVO A LA VIDA" por sus propios patrones docentes antes que por la propuesta del antiguo alumno resulta extraño. 

Además, ¿cómo pudo dejar de ver a los personajes "Don Isaac" y "Desiderio"? ¿Cerró los ojos y se tapó los oídos durante la proyección? Y si los observó y escuchó, entonces podría haber hecho mención de ellos. Si evitó mencionarlos, el tono de su "crítica" resulta algo sospechoso. ¿Se sintió ofendido? ¿Corrieron sentimientos de humillación por su sistema nervioso? Al ver la actitud servil del terrateniente respecto del capataz ¿pensó que el antiguo estudiante había excedido los límites del respeto que se debe tener de los docentes? ¿Se habrá jurado asegurarse de que jamás vuelva a levantar cabeza en el ámbito del cine peruano el impertinente? ¿Se habrá enfermado pasajeramente de rabia y orgullo herido?

¡No sabemos!

Lo único que queda para consumo público es el comentario publicado por la revista "Oiga" y los indicios sobrevivientes a esa época y que podrían extenderse hasta nuestros días. Un serio análisis de tales indicios será muy útil antes de proceder a una entrevista que indague sobre tales puntos.

Por parte de Isaac León Frías, sabemos que se ha referido a DE NUEVO A LA VIDA en los siguientes términos:

(...). "El inquisidor y San Martín de Porres son dos "bodrios" que se podrían incorporar a los peor de la producción argentina y mexicana; De nuevo a la vida y Allpakallpa son también "bodrios", pero con pretensiones de crítica social: a los efectos de la migración campesina, la primera, y al gamonalismo, la segunda. (...)".

El texto puede leerse en mayor extensión en: 

"EL CINE PERUANO VISTO POR CRÍTICOS Y REALIZADORES". Selección de textos: Balmes Lozano Morillo. Cinemateca de Lima. Noviembre 1989. 255 páginas. Página 42.
http://leonidaszegarra.blogspot.com/2014/11/cineperuanorealizadoresbalmes-lozanoisaac-leon.html

Releamos el texto:

"De nuevo a la vida y Allpakallpa son también "bodrios", pero con pretensiones de crítica social: a los efectos de la migración campesina, la primera, y al gamonalismo, la segunda".

Una primera lectura nos indica que DE NUEVO A LA VIDA y ALLPAKALLPA tienen "pretensiones de crítica social", es decir, intentan criticar sin hacerlo, aunque con la suficiente intención como para que se note que lo intentan. Es decir, la capacidad de distinguir sutilezas por parte del autor de esas líneas está evidentemente desarrollada. 

Si esto es así, es decir, si puede diferenciar los aspectos más sutiles de un mensaje, cabe preguntarse: ¿es posible que dejase de notar a los personajes "Don Isaac" y "Desiderio" en el largometraje DE NUEVO A LA VIDA? Parece poco probable.

Tenemos pues motivos para suponer que los notó. 

El terrateniente tiene menor estatura que el capataz. El terrateniente presenta una actitud dominadora, impositiva y autosuficiente. En un país en el cual la actitud de señor feudal es bien vista en muchos ámbitos, "Don Isaac" es un personaje positivo dado que impone su punto de vista a rajatabla y utiliza sus conexiones para tal fin. ¿Alguien con dicha personalidad podría sentirse ofendido por ser retratado de tal modo? Pensamos que no. Pensamos que se sentiría halagadísimo en su fuero interno. Esto es natural. ¿Cómo podría expresarse un individuo poseedor de tales características si tuviese que evaluar filmes que critican a los señores feudales? Pues con desprecio de tales filmes. 

Si esto es así, entonces es lógico y razonable que se designe a los largometrajes ALLKAPALLKA y a DE NUEVO A LA VIDA con un término que los rebaje, que haga sentir a sus autores humillados. Ésta técnica de relación social es común en el latifundio. Por tanto, "bodrio" es un término comprensible dentro del vocabulario crítico del perfil que estudiamos. 

Como las formas de relación social se aprenden, es razonable suponer que tal estilo crítico deje escuela. Un análisis cuidadoso de los datos nos indicará si se prolonga hasta nuestros días y con qué intensidad.

En la página electrónica de GRAN COMBO CLUB se puede apreciar un artículo publicado el 29 de diciembre de 2014 en el cual se indica que tres filmes peruanos de temática anti-terrateniente fueron prohibidos en la década de 1970: DE NUEVO A LA VIDA (1973), ALLPA KALLKA (1974) y KUNTUR WACHANA (1977):.

http://grancomboclub.com/2014/12/1970s-cine-peruano-anti-terrateniente-y-prohibido.html

A partir del caso de DE NUEVO A LA VIDA, "Don Isaac" y "Desiderio, tenemos que reconocer que algo extraño sucede al nivel de la crítica de cine. 

1.- ¿La subjetividad de Desiderio Blanco fue afectada por el personaje "Desiderio"?

2.- ¿La subjetividad de Isaac León Frías fue afectada por el personaje "Don Isaac"?

3- Suponiendo que sí hubiesen sido afectadas las subjetividades de Desiderio Blanco y de Isaac León Frías ... ¿toda la subjetividad de los miembros de la revista "Hablemos de cine" se habría visto afectada?

Existían muy estrechos vínculos entre los miembros de "Hablemos de cine", tal como puede leerse en el testimonio de Melvin Ledgard:

http://perucine.blogspot.com/2014/10/mi-recuerdo-de-hablemos-de-cine.html

Hay que considerar que tanto Desiderio Blanco, Isaac León o los miembros de "Hablemos de cine" son agentes de las circunstancias, de los cambios históricos y como tales sus conciencias estaban (y están) condicionadas por sus seres sociales, por el puesto que ocupaban en la sociedad. Sus actitudes hacia "DE NUEVO A LA VIDA" o hacia "ALLKA PALLKA" deben entenderse como un reflejo en sus conciencias de su necesidades viéndose afectadas por el desarrollo social. Nuevas conductas (como la del migrante Leonidas Zegarra Uceda) tenían que resultarles extrañas en una sociedad donde la actitud de señor feudal era una realidad viva, lógica en el contexto de la estructura económica.

Nelson García Mirando ha descrito el contexto así:


"Leonidas Zegarra, es un hombre del pueblo. Nace en un pequeño distrito de la sierra del departamento de La Libertad. Gracias a la afición de su madre desde niño se enamora del cine, lo que define su temprana vocación por el arte de creación de imágenes móviles. Es de raza mestiza, en pocas palabras un serrano, con todo lo que eso implica nacer en un país racista, como el Perú, y decidido a hacer carrera en el cine, estudiando en una universidad burguesa, y de mudarse a Lima, una ciudad virreinal hasta la década del 70.
La filmografía de Leonidas Zegarra (1970 - 2014) abarca la realización de 50 cortometrajes, 3 noticiarios, 14 largometrajes. Los cuales han sido comentados con los peores adjetivos por la crítica cinematográfica en prensa, radio y televisión. Zegarra es muy respetuoso de la libertad de opinión, nunca ha respondido a estos comentaristas y menos les a abierto procesos judiciales. Su autoestima, y en la conciencia de su trabajo por la cinematografía del país, está su fortaleza, recibiendo algunos de sus trabajos premios en el Perú y el extranjero".

Puede leerse el texto completo en.

http://leonidaszegarra.blogspot.com/2014/08/chesu-mare-pato-feo-don-leonidas.html

El académico Jeffrey Middents también ha contextualizado este fenómeno respecto de la revista "Hablemos de cine" en "Otra Fantasía Limeña: Cine Nacinal Peruano y la Recepción Crítica de las Películas de Francisco Lombardi y Federico García ("Another Limeño Fantasy: Peruvian National Cinema and the Critical Reception of the Films of Francisco Lombardi and Federico García"): 

https://www.academia.edu/3646937/Another_Lime%C3%B1o_Fantasy_Peruvian_National_Cinema_and_the_Critical_Reception_of_the_Films_of_Francisco_Lombardi_and_Federico_Garc%C3%ADa

"La atención principal que "Hablemos de cine" dirige a Lima y Cusco confirmaron que la cinematografía nacional, ya sea definida por medio de sus representaciones "limeña" o "cusqueña" necesariamente sería urbana únicamente y, por tanto, tal perspectiva jamás sería completamente "nacional".

("Hablemos de cine's exclusive focus on Lima and Cuzco confirmed that national cinema, whether defined throught its limeño or cusqueño representations, would necessarily be exclusively urban, and hence its perspective could never be completely "national.")

Es decir, el discurso de "Hablemos de cine" tenía sus limitaciones intrínsecas dadas sus características sociales y la pretensión de su propia importancia era un espejismo natural, consecuencia de las posiciones que ocupaban sus colaboradores en la vida urbana peruana.

----

¿Qué conclusiones podemos obtener de estos datos?

Pareciese ser que conforme se transforma la base económica de la sociedad peruana las personalidades se van transformando en correspondencia con las actitudes que exige el funcionamiento de las nuevas formas económicas. Como los cambios se realizan lentamente, se arrastran en todos los ámbitos las antiguas costumbres, con todos los dolores que esto conlleva. Las antiguas maneras de ser tendrán que extinguirse y así nacerá una nueva crítica de cine más amable, siempre que se supere la consolidación económica de un feudalismo industrializado a nivel local y planetario ... o aún algo mucho peor e inimaginable..

--
------